Weekly brief

¿2020, Anos de las estrategias CTA?

Las estrategias CTA revelaron sólidas rentabilidades en 2019 (+8,4%), pese al bache del cuarto trimestre (-3,7%) debido a la inversión de la tendencia en los mercados de renta fija. En los últimos meses, estas estrategias llevaron a cabo un reajuste sustancial de las carteras por el que rotaron de la renta fija a la renta variable, dado que esta última clase de activos cosechó magníficas rentabilidades, al tiempo que se incrementaron los rendimientos de la renta fija en un entorno de mejora de las perspectivas económicas y atenuación de los riesgos geopolíticas. Ahora que nuestras herramientas sugieren que las tendencias en los mercados bursátiles nos muestran que estos están llegando a su límite y las valoraciones son altas de acuerdo con métricas como los ratios de precio/beneficio, ¿debería temerse una inversión de la tendencia en los mercados de renta variable que haría caer bastante bajo a las estrategias CTA?

 

Tras semejante rentabilidad en los mercados bursátiles en 2019 (MSCI World +27%), los inversores podrían verse tentados a recoger beneficios. En el cuarto trimestre de 2019, la rentabilidad resultó igual de impresionante, con una revalorización del índice MSCI World del +7,5%, y nuestros indicadores de momentum apuntan a que la rentabilidad ajustada al riesgo del MSCI World en los últimos tres meses se sitúa más de dos desviaciones típicas por encima del patrón del último lustro. La temporada de publicación de beneficios que arrancará esta semana en Estados Unidos será esencial para que se mantenga el momentum en los mercados de renta variable sin catapultar las valoraciones hasta niveles récord no registrados desde los albores de la década de 2000. El consenso recogido por Factset vaticina en la actualidad un retroceso de los beneficios en el cuarto trimestre de 2019 (-1,5%). Ahora bien, teniendo en cuenta las sorpresas positivas medias, es probable que el S&P 500 registre un crecimiento de los beneficios (+2,1%) por primera vez desde el cuarto trimestre de 2018.

 

En nuestra opinión, varios factores podrían respaldar las estrategias CTA en 2020. En primer lugar, tenemos los comicios electorales en Estados Unidos, y la administración actual, cuya meta es la reelección, evitará desatar perturbaciones en la economía y volatilidad en los mercados de valores. El apaciguamiento de las tensiones con China y, de manera más reciente, con Irán forma parte, a buen seguro, de esta estrategia electoral fundamentada en bajar el tono del discurso. En segundo lugar, las revisiones al alza en las previsiones de crecimiento del PIB estadounidense en 2020 (+10 p.b. hasta el +1,8% de acuerdo con el consenso de Bloomberg) sugieren que el riesgo de que se produzca una recesión en 2020 resulta remoto. En tercer lugar, las estrategias CTA han reducido las exposiciones largas al dólar estadounidense y las materias primas hasta situarlas en cotas bajas. Por consiguiente, las tendencias en la renta variable y la renta fija constituirán el catalizador más importante de la rentabilidad en los meses venideros. Confiamos relativamente en que se puedan evitar inversiones de tendencia demasiado bruscas, aunque mantenemos una postura neutral en la estrategia debido a las posiciones cada vez más largas en acciones con valoraciones exigentes.

Associated Funds

Nombre
LYXOR EPSILON GLOBAL TREND FUND
Lyxor / WNT Fund