Weekly brief

Preferencia a las estrategias Event-Driven frente a las L/S Equity

Los analistas apenas están hallando pruebas de que el crecimiento esté desacelerándose en Estados Unidos en lo que llevamos de 2019. El mercado laboral sigue mostrando dinamismo, y las encuestas empresariales sugieren una robusta actividad manufacturera en enero. Por el contrario, en la zona euro cuesta encontrar datos que confirmen que la ralentización económica ha tocado fondo. Las divergencias de crecimiento, aunadas a la postura más acomodaticia de la Reserva Federal, explican probablemente la rentabilidad superior de los activos de riesgo estadounidenses con respecto a sus homólogos europeos en lo que va de año (estos activos incluyen tanto valores de renta variable como títulos de crédito de alto rendimiento). Además, el repunte de la renta variable de Estados Unidos estuvo impulsado por los sectores cíclicos, lo que señala una renovación del optimismo.

Esta evolución del mercado influyó en la reciente rentabilidad de los “hedge funds”. Las estrategias más sensibles a los sectores cíclicos, como L/S Equity y Special Situations, despuntaron en enero. Entretanto, las estrategias defensivas quedaron rezagadas (Merger Arbitrage, L/S Equity Market Neutral, Global Macro/CTA), si bien la mayoría de ellas lograron arrojar resultados positivos.

Nuestra opinión sobre lo que nos depara el futuro no ha cambiado. Seguimos prefiriendo las estrategias defensivas, como Merger Arbitrage y Fixed Income Arbitrage, y nos mantenemos prudentes respecto a las estrategias de beta elevada, como las estrategias L/S Equity con un sesgo de mercado a largo plazo.

Ahora bien, en el caso de los inversores que deseen incorporar algo de beta a sus carteras, creemos que las estrategias mixtas dentro del universo Event-Driven, que combina exposiciones de tipo Merger Arbitrage y Special Situations, resultan más atractivas que las estrategias L/S Equity. La generación de alfa de las estrategias Special Situations fue muy sólida en enero (según los índices HFRI). Consiguieron superar la rentabilidad del índice MSCI World a pesar de una exposición neta al mercado de alrededor del 50%, gracias a su sensibilidad a las acciones de estilo valor (value) (véase la página 2). El avance de las acciones de valor y cíclicas quizá se revele insostenible a medio plazo, pero la resiliencia de la economía estadounidense ante los factores externos adversos (desaceleración de China y Europa) indica que es demasiado pronto para formular unas previsiones de mercado pesimistas. Por último, cabe recordar que la rentabilidad de las estrategias Special Situations puede variar sustancialmente en función del índice de referencia. Los índices mensuales que incluyen estrategias menos líquidas han superado de forma estructural a los índices diarios que incluyen estrategias líquidas. Esto sugiere que la prima de liquidez probablemente contribuyó en gran medida a la generación de alfa por parte de la estrategia durante el mes pasado.

By LYXOR CROSS ASSET RESEARCH